Ricardo Quintela confía en su capacidad para ‘generar consensos’

0
57

Promediando Julio de 2018, Adriana Olima recibió el gran desafío de ‘contener’ a los Diputados en el ‘casismo’, cuando la gran mayoría de ellos estaban más cerca de Beder Herrera. Lo logró con creces. Ahora, Quintela la pone en un Secretaría vital en la relación con los Intendentes y Diputados. La famatinense será la ‘protectora’ del Gitano en el Interior.

Muchos de los que hoy son Intendentes, fueron Diputados hasta el 23 de Noviembre. Y ganaron la elección, entre otras cosas gracias al apoyo que recibieron de la Cámara, para competir contra los aparatos Municipales en sus respectivos Departamentos.

Fede Sbíroli (Sanagasta), Jorge Salomón (General Ocampo) y Dora Rodríguez (Chamical) son algunos de los ejemplos, que sintetizan la excelente relación de los hoy Intendentes con su ‘antigua’ Jefa en la Legislatura. Esa relación, lejos de cortarse, se profundizará con los actuales cargos: desde la Secretaría de Asuntos Departamentales, Adriana Olima tendrá como principal misión ser el nexo entre los Intendentes y Diputados con el Gobernador.

Así como defendió a capa y espada a Sergio Casas, en sus momentos más difíciles, desde la Vicepresidencia primera de la Legislatura; Ricardo Quintela sabe que puede ‘dormir tranquilo’ con lo que pase en el Interior, porque tendrá a una luchadora y trabajadora incansable que estará a toda hora y en todo lugar defendiendo su Gobierno.

Incluso antes de asumir, la famatinense ya comenzó a cumplir su rol: ante la imposiblidad del Gobernador -por cuestiones de agenda- de ir a las asunciones de los Intendentes del Interior, fue Adriana Olima quien estuvo estoicamente en cada Departamento, en su rol de representante de Ricardo Quintela.

Olima juró durante la mañana del Jueves como Secretaria de Asuntos Departamentales

Adriana Olima hizo un arte de la ‘generación de consensos’ en su paso por la Vicepresidencia Primera en la Cámara de Diputados, y Ricardo Quintela no quiso desaprovechar esa capacidad en su favor. Desde ahora, Olima tendrá como principal meta que los enfados y enojos -propios de la gestión- de los caudillos departamentales con el Gobernador, se transformen ‘mágicamente’ en gestos de apoyo y fidelidad hacia Ricardo Quintela.

Olima lo hizo con los Diputados hacia Casas, lo hará con Intendentes y Diputados hacia Quintela.

Comentários no Facebook